¡Feliz año nuevo!

Pues eso, como soy un desastre que tiene esto muy abandonado últimamente, la dejo programada y así os felicito cuando toca, no cuando me acuerde. Porque si depende de que mañana tenga un momento libre para escribir, lo mismo os felicito el año nuevo pero ya de 2019.

Espero que este año que ha terminado haya sido bueno para tod@s los que me leéis. Yo no tengo queja, en lo personal y laboral ha sido un año bastante bueno. ¿Mejorable? Pues igual sí, pero la verdad es que ha sido muy bueno en general.

Para este año no sé que propósito ponerme como meta. Lo de perder peso llevo en ello 2 meses, no fumo y de momento eso de hacer más ejercicio… dejémoslo para más adelante. De momento me conformo con bailar cuando se presenta la oportunidad, así que este año va a tocar improvisar.

Pues nada, os deseo a tod@s un feliz 2018 y que podáis cumplir al menos con 1 de los propósitos que os hayáis hecho. Que encontréis trabajo, amor, salud, las llaves o lo que os falte en vuestra vida y que termine mejor de lo que ha empezado. ¡Feliz 2018!

Anuncios

Navidad, ahí vamos

Otro año más vamos de camino a la Navidad. Compras compulsivas (al menos el resto, yo no tengo tiempo para eso), villancicos pasados de moda (¿de verdad en Mercadona no tienen ninguno mejor que poner? No sé, pero estoy casi segura de que los hay hasta soportables más de 5 minutos), luces de puticlub allá donde mires (ya no se preocupan tanto por la factura de la luz este mes) comida, comida y más comida… que ojo, no me estoy quejando. De hecho, esta mezcla tan rara es la que le da el encanto que tiene esta época del año. Hay gente que odia esta época. Pues que queréis que os diga, a mí me gusta. Y a partir de este año, y esperemos que bastantes, hay que volver a vivirla como una niña con la peque. Papá Noel, los regalos, las fiestas… y sobre todo LAS LUCES, porque este año de momento lo que ha descubierto son las luces de colores que parpadean. Le fascinan, la primera vez que las vio se puso a chillar de la emoción. Se que todavía es pequeña para entender lo que está pasando a su alrededor, pero seguro que se emociona con cada cosa nueva que descubra este año. Y por supuesto, no puede faltar la foto con Papá Noel. Que yo sé que o le encanta o le va a traumatizar durante un par de años, pero hasta que no lo intentemos no sabremos.

En fin, ya iré contando como lo pasa la pitufa en las fiestas, que seguro que estas son para recordar. Con el genio que gasta la moza, ya veremos como la acerco a Papá Noel sin que le haga la cobra y se tire al suelo. Por lo menos una foto tiene que salir. Y si no… pues habrá que esperar al año que viene. Eso o me arriesgo a que me muerda a mi…

Feliz año nuevo!!

Estoy desaparecida, lo sé. Pero las 10 horas de media que me toca trabajar estos días me tiene agotada. A eso le sumamos cenas, compromisos… hay días en los que la cabeza ya no me da más que para enchufarle el cargador al móvil, y a veces ni para eso. 

Primero que nada, ¡feliz año nuevo a todos! Que podáis por lo menos cumplir la mitad de los propósitos que os hayáis hecho para este año. El tabaco, el gimnasio, los idiomas… Si es que no aprendemos, siempre decimos lo mismo y al final que da en eso, un intento. 

Yo me propongo no engordar más de 15 kilos. Eso como mucho, que la matrona ya me ha echado la bronca. Si, el lunes tenía visita y así como quien no quiere la cosa me llamó gorda por engordar un kilo. Un triste kilo en 3 meses. ¡Pero si hay gente que en estas fiestas gana 3 y 4! Miedo me da el mes que viene cuando me toque volver. Como haya engordado otra vez, me la lía fijo. Bueno, de momento me consuela pensar que el lunes volvemos a verlo. ¡Qué ganas!

Bueno, os dejo de momento que ya toca empezar a ducharse para la siguiente comida familiar.

El doble

Sí, me ha tocado el doble que a muchos de los que me leéis en la lotería, nada de nada. Seguimos teniendo que trabajar por obligación y no por gusto (yo no dejaría de trabajar por mucho que tocara). Pero bueno, tenemos otro premio más gordo entre manos y que por fin empieza a “verse”. Así, de pronto me ha salido tripa. Algo así como un “oye, esto ayer no estaba aquí”. Vale, ahora mismo parece que me he inflado de comer y esté tardando un poco más de la cuenta en hacer la digestión, pero ya empiezo a verla, sobre todo tumbada. 

En cuanto al resto, tengo días buenos y días malos. Hay días en los que es pensar en absolutamente cualquier comida después de las 6 y entrarme unas nauseas horribles. Pero bueno, me consuela el pensar que si no tengo el estómago vacío del todo, lo llevó hasta bien. En cuanto al cansancio, va mejorando. Sigo con insomnio y el ruido de una mosca me despierta, pero por lo menos no me arrastro por los rincones un par de horas después de levantarme. 

La Cacahua sigue creciendo y ya se empieza a notar. Que no es que yo esté delgadita precisamente, pero ese medio kilillo que se me ha alojado en el cuerpo este mes y medio empieza a dar indicios. ¡Ya solo faltan 20 días para volver a verla! Me van a venir bien las fiestas para que pase más rápido el tiempo…

Hablando de fiestas, ¡Feliz Navidad a todos! Y que lo paséis genial en estos días celebrándolo. 

Ya han pasado

Se acabaron las fiestas. Vuelta otra vez a la rutina, a las comidas normales y a no escuchar villancicos una, otra y otra vez. Ahora llega el momento de hacer balance de cuantos kilos hay que perder al mes para estar mona para el verano, las rebajas y compras obligatorias con “las estrenas” y la tradicional retirada de adornos que se puede alargar hasta mediados de mes. Anda, no me diréis que algunos nos estaríais deseando ya que pasaran las fiestas, sea por un motivo o por otro. Menuda empachera de fiestas. Pero no sufráis los que os ha sabido a poco y vivís por aquí cerca. Ya tenemos a la vuelta de la esquina las fallas con sus respectivas fiestas y festivos.

En fin, va llegando la hora de ponerse nerviosa, porque para mí que acaben las fiestas significa otra renovación de contrato o el paro en una semana. Empieza la cuenta atrás de nuevo….

Añadido

Aquí en el pueblo somos los más chulos. Y si no, ya me diréis qué otra explicación puede tener la cabalgata de hoy. Me he llevado a Miniroxu a ver la cabalgata de reyes, que a pesar de saber la verdad los ha disfrutado.

Os explico un poco la secuencia del pasacalles. Coro de bailarinas, músicos, carroza del rey mago, banda de música.
Coro de bailarinas, músicos, carroza del rey mago, banda de música.
Coro de bailarinas, músicos, carroza del rey mago, banda de música.
Bueno, ya han salido los 3, vámonos. Espera. ¿Qué hay al fondo? ¡Anda, otro Rey Mago! Este debe ser chino, que como hay tantos por aquí intentan hacerse un hueco. Ahora que lo veo de cerca, parece un poco oscuro para ser chino… ¿A que nos la han colado y el primero no era Rey? Ya decía yo que había sido muy tacaño con los caramelos…

En fin, que yo creo que el primero que ha salido luego se ha dado a la fuga. La cantidad de regalos ha sido la habitual. Que disfrutéis de lo que queda de noche y que os traigan muchas cosas los Reyes. Yo voy a dormir un rato que ya me toca. A ver a que hora me tocan diana mañana por la mañana…

Primera entrada del año

Bueno, bueno, bueno. Me acabo de dar cuenta de que todavía no había publicado este año. ¡Feliz Año Nuevo a todos! Ahora que lo pienso. ¿Hasta cuándo es legalmente aceptable seguir felicitando el Año Nuevo a la gente? Años anteriores recuerdo haberlo hecho semanas después del día 1. A mí la verdad es que ya se me están mezclando los días. Con esto de tener libres los miércoles por la tarde, los jueves y fines de semana los últimos 15 días, al final ya no sé si es jueves, domingo… De momento lo único que sé es que mañana hay Campo.

La primera barbacoa del año. Que ya veréis mañana los pedazos de carne que llevamos, pero habrá comida para 15 en lugar de 6 que puede que seamos (eso si mi hermano no está muy resacoso y se decide a venir).

En fin, que mañana salga el día bueno que ya hay planes. Ya estoy yo un poco hasta el moño del frío…