Feliz año nuevo a todos

Aunque vengo algo tarde, ¡feliz año nuevo a todos! Espero que hayáis pasado unas fiestas estupendas y que os hayan regalado todo lo que pidierais. Yo no me quejo, he empezado el año igual que lo acabé, agotada en general pero contenta. 

Y no, la peque viene siendo de lo que menos me agota. Imaginaros… Ni con los dientes (que ya tiene dos fuera) se ha quejado. Si es que no puedo quejarme en absoluto. Y encima lleva dos moches que duerme hasta las 5:30 del tirón. La primera noche hasta me lo noté en el cuerpo. Está hecha un bichito que nada más quiere brazos y jaleo. Qué queréis que os diga, yo cuando esta gente que opina sea de lo que sea me dice que la estoy malacostumbrando, pienso que con 6 año ya no andará en brazos, ¿verdad? Pues la disfrutaré lo poco que me deja el trabajo como me apetezca. Y siendo realista, eso de que se ponga a cotillear lo que cocino mientras la tengo en brazos me encanta.

Roxu es el que tiene novedades, que ahora mismo estoy en la sala de espera a ver si me dejan entrar a verle después de la operación que le acaban de hacer. No os preocupéis, no es nada grave. Unos problemillas de respiración que con suerte se habrán solucionado. Que esa es otra, hoy me ha tocado ir a trabajar porque del hospital llamaron hace dos dias. Casi sin tiempo a organizarnos. Al menos podían dar unos días para empaquetar niños y avisar en el trabajo. Pero bueno, al menos no ha tenido que esperar un año para operarse. 

Por el trabajo, todo sigue tal y como acabé el año, con un estrés de narices y echando más horas que un reloj entre lo que trabajo en el taller y en casa. 

En fin, me estoy quedando dormida con el calorcito que hace aquí y no quiero que se me caiga el móvil al suelo. Ya iré contando que tengo alguna cosita pendiente de contar. Ufff… que sueño me está entrando…