A falta de mes y poco

“Para Fallas” esta frase ya hemos perdido la cuenta mi novio y yo de las veces que se la han dicho. Ya sabemos de sobra que estas fechas son las peores para buscar trabajo, pero bueno, hay que seguir insistiendo. La diferencia es que hoy también me lo han dicho a mí.

Llevo sin trabajar de camarera un par de años, pero voy a tener que volver aunque sea durante un tiempo. La última vez que lo intenté la ciática hizo aparición antes de acabar la jornada y me tiré la última hora de faena literalmente arrastrando la pierna por allá donde iba. Eso a pesar de que me había tomado una pastilla para el dolor y ya me había hecho efecto. Ni qué decir que la vuelta a casa (que me tocó ir andando) tardé 4 veces más de lo normal en hacerla. Rezo para que no vuelva a pasarme.

Pero en realidad lo que os vengo a contar es algo más alegre. He ido a echar el curriculum a una franquicia que abrió en mi pueblo hace menos de un año y en la que ya he trabajado aunque sea en otra ciudad. Desde luego, el encargado ha sido muy amable, y dice que para Fallas (cómo no) buscarán gente. Dice que como ya tengo experiencia en el sistema que ellos usan (es el mismo en todos y cada uno de los locales de la franquicia) en el momento en que empiecen con las entrevistas me tendrán muy en cuenta. Para algo he trabajado en uno de los más concurridos de la ciudad y en pleno verano.

Qué recuerdos… No sé si lo he comentado alguna vez, pero soy de las que lleva las orejas con varios agujeros. En concreto 6 en cada una. Y en la nariz dos más. Pues bien, para ir a trabajar ahí me tocaba antes de empezar la jornada quitarme algunos y los que no podía quitar en el momento (o con alicates o nada) me los tapaba con una tirita. Estuve 3 meses con las orejas y la nariz vendadas 4 o 5 horas diarias. Los niños cuando me veían siempre preguntaban por lo bajo si me había pasado algo. Y que conste que yo les dije que me los quitaba todos sin problemas, pero la encargada decía que con las tiritas era suficiente.

Será que no lo he hecho veces… Creo que soy la única persona que en el neceser lleva unos alicates. Sí, en algunas cosas soy muy rara. Tengo unos que aunque son algo viejos son rojos y antes me hacían juego con el cepillo del pelo.

En fin, me da esperanzas de volver a trabajar en breve, porque ya no falta nada para que empiece el ajetreo de fallas. Que me llamen, de donde sea pero que me llamen. Que yo prefiero trabajar todas las fiestas antes que seguir parada. Y si tengo que ir todo el día “empastillada” para no arrastrar la pierna, pues se va. Faltaría más.

Anuncios

4 comentarios en “A falta de mes y poco

  1. ¿Alicates? Pero qué pendientes llevas jamía? Jaja no sabía que los hubiera que no se pueden quitar de la manera normal. Cada día se aprende algo nuevo. Yo llevo un tercer pendiente.. de bebé jaja! De esos que se cierran con bolita y no se clavan. Se lo cogí prestado a la mayor cuando era pequeña y ahí sigue 🙂
    Ojalá encuentres trabajo pronto, llevas tanto tiempo deseandolo! En Alemania vale, pero aquí te saldrá algo fijo, y más si tienes experiencia previa. Ya contarás si sale algo!

    • Son de presión. Un aro que tiene abierto un trocito donde va encajada una bolita. Puede que no me explique bien. Pues mientras más pequeño es el aro, más difícil resulta poner la bolita. Lo más sencillo para mí es cogerla con los alicates y ponerla. Y para mí es muy cómodo, en 5 años sólo he perdido un par de bolitas, y porque eran de las más grandes que se caen con un poco más de facilidad.
      Trabajo saldrá. Tarde o temprano saldrá algo y me pondré de nuevo en marcha. ¡Pero esperemos que sea pronto!
      ¡Besotes!

  2. Pero qué buena noticia!!
    Espero que de verdad te llamen estoy segura que vas a tener suerte!!
    Quien mejor que tú lo va a hacer si yá tienes experiencia!!
    Desde luego sí que eres original llevando unos alicates en el neceser jajaja!!
    La verdad cuando nos conocimos sólo te ví los de la nariz pero no me dí cuenta de que tenías 6 pendientes en cada oreja será que te los tapaba el pelo.
    Besitos!!

    • Espero que sí, que conocer el sistema y de más tenga sus beneficios. ¡De algo tenían que servir aquellas carreras de punta a punta de la ciudad!
      Ya os lo explicaré con más detalle, porque lo he intentado con Mamá en Bulgaria y tengo la sensación que lo he complicado más en lugar de aclararlo. Esto si no es con una foto no se ve.
      ¡Cierto! Buena observación. Pues como esos llevo todos los de las orejas, y si no es con alicantes no puedo ponérmelos. Quitarlos sí, un tirón y listo. Pero para ponerlos es una tortura.
      ¡Besotes!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s